Buena Luna.


Con retraso aunque aun dentro del mes veraniego por excelencia ha llegado a nuestros cines la adaptación del clásico televisivo de "The Land of Lost" de Sid y Marty Krofft, "EL MUNDO DE LOS PERDIDOS", película a priori entretenida y de sonrisa fácil gracias al fichaje de Will Ferrell.

SINOPSIS:

El Dr. Rick Marshall (Will Ferrell) es un científico, venido a menos, al que atrapa un vórtice espacio-temporal, y le lanza a un pasado lejano. Muy lejano, incluso. El científico carece de armas, habilidades e inteligencia para sobrevivir en un universo alternativo plagado de dinosaurios al acecho y fantásticas criaturas de otro mundo.Pero el Dr. Rick Marshall no está solo en esta aventura. Le acompañan la superinteligente investigadora Holly (Anna Friel) y Will (Danny McBride), un forofo de la supervivencia. Perseguidos por T. Rex y acosados por reptiles de una lentitud que exacerbaría a cualquiera, los Sleestaks, los tres dependen de su único aliado, un primate llamado Chaka (Jorma Taccone), para salir de esta dimensión híbrida. Si consiguen escapar, serán héroes. Y si no, eternos refugiados en "Land of the Lost"...

El director de "Casper" y la tediosa y empalagosa "City of Angels" Brad Silberling, se encarga de esta adaptación a la gran pantalla de la serie televisiva. He de decir que el actor principal Will Ferrell, no es santo de mi devoción y desde su aparición en "Elf", mis pensamientos asesinos contra su persona han ido creciendo a medida que he podido ver alguna de sus obras interpretativas.

La historia es un descafeinado de lo que sucedía en la serie, compactado y diluido en menos de hora y media de absurdas situaciones irrisorias, que no despiertan la mas mínima movilidad en mis comisuras bucales. Tontorrona, fácil y con un guión que podría haberlo escrito un niño de cinco años, se desarrolla una trama plagada de efectos especiales, que se agolpan delante de nuestros ojos de forma impresionante, pero que no logran tapar el mal trabajo interpretativo y de dirección que hay detrás de este saca-dinero.

La verdad es que las comedias de gag fácil no son mi especialidad, pero se reconocer cuando un gag esta cuidado y se ha pensado en los detalles, para mantener el tono argumental a la vez que, parida, tras parida, se nos sorprende con las mas absurdas reacciones, sírvase de ejemplo "Los mundos de Wayne", donde un joven Mike Myers nos sorprendía con sus tonterías. Aquí no pasa eso, el señor Ferrell ha dilapidado su carrera escogiendo papeles insulsos, a los que dota a su vez de una interpretación insulsa y aquí una vez mas lo ha conseguido... Ha vuelto a hundir una película, tocada ya desde su creación en la linea de flotación, donde se han creído que con dinosaurios rugiendo, monumentos del mundo en arena y lagartos dimensionales, podían justificar nuestro tiempo y dinero, pero no es así.

Un fiasco total de película que estigamtizará a todos sus componentes a pesar de tener un buen trabajo en la parte técnica.

VALORACIÓN:

Lo mejor: Que acaba.

Lo peor: Gastarse dinero en hacer una adaptación así, habiendo tanto director novel con grandes ideas.