28 dic. 2009

NUMERO 9.

Tuve la oportunidad en el Festival de Sitges de poderme deleitar con la visión de la película "Numero 9", que este enero se estrena en todos los cines y que os recomiendo encarecidamente.

Un filme producido por Tim Burton ("Sweeny tood") y Timur Bekmambetov ("Wanted"). Dirigido magníficamente por Shane Acker, director novel no muy conocido, sólo ha dirigido dos cortos siendo el último nominado al Oscar en el 2005 y que ha convertido en este largometraje (os recomiendo que lo veáis antes de la película, os haréis una idea).

SINOPSIS:

Cuando 9 abre sus ojos por primera vez se encuentra con un mundo desolado en
el que los humanos no son más que un lejano recuerdo. En su lugar se encuentra con una pequeña comunidad de “criaturas” como él, refugiados, escondidos de las feroces máquinas que parecen empeñadas en acabar con ellos. Así, pese a ser un neófito en el grupo, 9 tratará de convencer a los otros de que ocultarse no es la solución y que la única forma de sobrevivir es tomar la iniciativa para descubrir el motivo por el que las máquinas quieren destruirles en primer lugar. Pronto descubrirán que el futuro de la civilización puede depender de ellos.”

Parece imposible que personajes tan inertes como los protagonistas de esta historia, sean capaces de transmitir tantas emociones, me recuerdan a WALL-E (Disney), aunque Shane se inspiró en directores como Jan Svanktajer, Quay y Lavenstein.

Muñecos de hilo de solo 20 centímetros ( de estilo “ stitchpunk”) envueltos en un mundo completamente destruido y oscuro , sin ningún resto de vida a su alrededor, solos. El director utiliza como recurso para dar esa imagen de ternura inconfundible, la expresión de los ojos (recurso no obstante que se utiliza para humanizar en animación a los personajes mecanizados, de manera frecuente) con la diferencia que simplemente se mueve la pupila se abre y cierra según la emoción del momento, transmitiendo los sentimientos a la perfección.

La puesta en escena es espectacular y eso que el presupuesto no era exagerado, pero han sabido plasmar a la perfección ese mundo oscuro, oxidado y retro que hace tremenda la imagen. Un despliege de talento sin duda.

La historia es buena, simple, nada compleja, quizás lo más flojo de la película aunque el desarrollo de los personajes le infunde fuerza. En mi humilde opinión el guión es lo más flojo, pero la imagen y los personajes tienen tanta fuerza que si a veces el guión es flojo no te das ni cuenta.

La recomiendo con todo el cariño, ¡una película espectacular!

VALORACIÓN:

Lo mejor: Los personajes y la estética.

Lo peor: Aunque la idea es buena, el desarrollo es flojo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario